domingo, 8 de febrero de 2009

El as del aire finlandes Eino Luukkanen

Cuando Finlandia se negó en 1939 a someter a la Unión Soviética sus bases del Istmo de Carelia, el mundo vio con consternación como el gigante rojo, entonces en alianza con Alemania, atacaba al pequeño y valeroso país. El horror se mezclo con la admiración ante la tenaz y desesperada defensa que los finlandeses hicieron de su amado territorio. Pero esa admiración no fue acompañada de ayuda material. Finlandia hizo frente sola a los ataques por tierra y desde el aire. Cuando los aviones soviéticos bombardeaban Helsinki y otras ciudades, la fuerza aérea finlandesa respondió con las únicas dos escuadrillas de cazas que entonces poseía. El HLeLv 24 estaba equipado con Fokker D.XXI de procedencia Holandesa y el HLeLv 26, con anticuados Bristol Bulldog. El primer ataque se produjo el 30 de noviembre de 1939. al día siguiente, Eino Luukkanen, teniente de la escuadrilla 24, conseguía la primera victoria en la historia de los pilotos de guerra finlandeses al derribar, durante otro ataque soviético, un bombardero DB-3 al que primero había interceptado. Cuando se anuncio el fin de las hostilidades, el 13 de marzo de 1940, Luukkanen había conseguido dos victorias mas. Solamente el nombre del casi legendario Jorma Sarvanto, que pertenecía a la misma escuadrilla, podía empañar levemente la aureola del suyo. Sarvanto había derribado en un solo día de ese largo y duro invierno de lucha contra el invasor 14 aviones soviéticos, entre los que se hallaban 6 IlyushinDB-3. 14 victorias en una sola salida significaron un record mundial en aquellos momentos, difícilmente superado después. Luukkanen permanecía en su escuadrilla HLeLv 24 durante el año 1941. Rusia no perdono al valeroso país que se le había enfrentado, y después de la agresión alemana contra su territorio, volvió a bombardear Finlandia inmediatamente. Automáticamente, Finlandia se alineo con Alemania. Ya para aquella fecha, la fuerza aérea finlandesa disponía de aparatos más modernos de procedencia occidental. Con la llegada de los modernos Brewster Buffalo, los Fokker D.XXI fueron retirados de las escuadrillas de caza y dedicados a tareas de reconocimiento.
Con un avión Buffalo consiguió Luukkanen 16 victorias mas antes de terminar el mes de octubre de 1942. y su ultima salida con uno de esos aparatos fue especialmente afortunada. Precisamente, el 30 de octubre abatió, cerca de la ciudad finlandesa de Karavalda, un I-16 y un Spitfire que estaba sirviendo en la fuerza aérea soviética. Cuatro dias después fue ascendido al rango de Majuri (comandante) y se le confió el mando de la escuadrilla HLeLv 30, dedicada exclusivamente al reconocimiento. Unos tres meses después, los alemanes comenzaron a entregar los aviones Messerschmitt Bf.109G, y Luukkanen paso a mandar la escuadrilla HLeLv 34, en la que estaban encuadrados los mejores pilotos finlandeses. Entre estos se encontraba el famoso Eino Ilmari Juutilainen, el mayor as finlandés, que consiguió nada menos que 94 victorias. Durante la ofensiva rusa en el frente de Leningrado, que comenzó en junio de 1944, Luukkanen consiguió hacer subir espectacularmente el número de sus victorias, ya que en menos de dos meses obtuvo 20 mas. Al terminar la guerra, el número total de aparatos que había abatido llegaba a 56, lo que le colocaba en el tercer puesto en cuanto a victorias entre todos los pilotos de guerra finlandeses. Los ases finlandeses consiguieron, individualmente, mas victorias que los ingleses o los americanos, pero menos que os alemanes. En cualquier caso, estas victorias, igual que la mayoría de las alemanas, fueron frente a pilotos rusos.